La nanotecnología es un sector de la industria que ha crecido a pasos agigantados, y su uso ha comenzado a eficientar: procesos, materiales, productos y servicios para hacer más fácil la vida.


En la actualidad, la nanotecnología se está comercializando en las áreas de aplicación de fármacos, energía solar, producción directa de hidrógeno, baterías con mayor capacidad de almacenamiento energético, compuestos que contienen nanotubos y nanopartículas, implantes que favorecen el favorecen el crecimiento celular, aislantes térmicos y eléctricos, sensores, materiales poliméricos, entre muchas otras. Pero analicemos más a fondo esta industria.

¿Qué es la nanotecnología?

Según la Comisión Europea, la nanotecnología es el estudio de fenómenos y la puesta a punto de materiales a escala atómica, molecular y macromolecular, en los que las propiedades difieren significativamente de las de mayor escala. 

¿Cuál es el valor de esta industria? 

En México, el valor potencial de este sector representa al menos unos 1,500 millones de dólares (mdd), esto según un informe de la Unidad de Inteligencia de Negocios de ProMéxico, mientras que, a escala global, el mercado de la nanotecnología tiene un valor de 39,200 mdd, esto según un informe del Maturing Nanotechnology Market: Products and Applications“, publicado por la empresa BCC en enero de 2017.

También puedes leer: Energías renovables y su futuro en México y en el mundo

Nanotecnología en México

En  nuestro país, hay un par de estados que le apuestan a la investigación y desarrollo de este sector, tal es el caso de Monterrey, en donde existen un total de 34 empresas. CDMX es otro ejemplo con 11 empresas respectivamente.

En menor forma, aparecen los estados de Coahuila con dos plantas respectivamente, así como Sonora y Baja California, cada estado con una empresa.

¿En qué sectores o industrias se emplea?

Del total de empresas en nuestro país, que se dedican a la investigación, desarrollo y mejora de productos mediante la nanotecnología, se enfocan en el tema químico, seguido por componente eléctricos, plásticos, hules, agua, cosméticos, autos, acero, hierro, alimentos, construcción y equipo industrial.

Otros ejemplos que también incluyen el desarrollo de la nanotecnología y que conviven amigablemente con este tipo de desarrollos son:

  • Protectores de pantallas
  • Computadoras
  • Equipos de sonidos
  • Equipo médico

Nanotecnología para rato

Algunos científicos estiman que entre 2025 y 2050 se consolidará la era de la nanotecnología, una era en donde las máquinas moleculares, entre ellas los nanorobots, serán capaces de construir cualquier sustancia o dispositivo.

Por primera vez, – según los expertos – la manipulación de la materia a nivel atómico forzará que existan un nuevo acomodo en los mercados globales, las economías y las industrias.

La nanotecnología es una industria creciente que en un futuro será capaz de fabricar materiales más resistentes y livianos para desarrollar aplicaciones que abarcan desde potabilizar y desalinizar el agua para hacerla accesible, hasta fabricar computadoras super rápidas con capacidad de almacenamiento ilimitada, generar alimentos, hacer posible la regeneración de la piel, los huesos y hasta las células nerviosas.


Como vemos, la nanotecnología puede brindar las herramientas para diseñar tanto la materia inorgánica como la orgánica a nivel atómico con el potencial de realinear la sociedad y cambiar la estructura de los negocios.